16.12.09

Ahora sí: volví de la FIL


Ya sé que ha pasado mucho tiempo. Pero así soy. A veces me cuesta regresar.

Regreso contenta. En el 2006 viví una FIL como autora, con todo el mimo de una editorial española (cordobesa) en el año dedicado a Andalucía. En el 2007 viví una FIL como lectora, hurgando stand por stand, para llenar una maleta de libros. En el 2009 viví una FIL desde la perspectiva de trabajo: el editor que pasa del oropel y carga cajas de libros, que se sienta a negociar los derechos de sus autores sin más interés o ganancia que compartir el amor por un libro y que cuida a su autor sólo por pasión.

Regreso contenta con Un puñado de arena, un libro de tankas de Takuoku (Hiperión, 2001); LVN El país de tablas, de Raúl Zurita (Ediciones Monte Carmelo, 2006), Antología Crítica de la Poesía del lenguaje (Aldvs, 2009), una obra de teatro de mi amiga Verónica Bujeiro y un cuadernillo impreso por Ditoria.

Regreso contenta de una comida con Coyote y su familia: charla larga, risueña, cálida, apacible, abierta.

Regreso contenta de ver a Ruth Darnell, quien para mí siempre será mi editora, mi agente, mi amiga.

Y regreso feliz de las cenas con velas y vino, de las caminatas, de las charlas en terraza, del ciclo de Buñuel, de los museos, las plazas, las palomas, las fuentes, las risas, las manos tibias.

Y de telón de fondo, Llama, buscando su lugar, sus lectores.

4 comentarios:

FredBlog dijo...

Felicidades Marian!
Oye, con todo respeto -como dice AMLO-, te ves ,uy bien en esa foto. Feliz
FA

María Antonieta Mendívil dijo...

Ah, claro. Soy muy feliz. Aunque en estos tiempos parezca ridículo decirlo.

:D ¡Gracias por estar al pendiente, Fred!

coyote dijo...

Y en persona muchisísisimo mejor.Fina persona con una calidez conquistadora de nuestro afecto familiar. Dice Ángeles que como si ya nos conocieramos de mucho tiempo.
Por mi parte te digo que tu voz me dice mucho de ti. Dále porfa nuestro saludo a tu editor.
MUY RICA LA MASHAKA DEL 17. GRACIAS!

María Antonieta Mendívil dijo...

Saludos dados y devueltos. Y cumplidos respondidos en reciprocidad: gracias por hacerme sentir en casa, en familia, y gracias por seguir visitando este nido y mis palabras ahí donde estén. Gracias, de verdad. Abrazos a la familia toda.